Categorías
Identidad creativa Talento

«Me voy por las ramas»: lo primero para acabar con la dispersión es reconocerla

Podría hablarse de la dispersión como uno de los tentáculos de esa señora llamada Némesis creativa.

Ella se ha cargado imperios, y vehículos para ello tiene unos cuantos.

Este es el tercero de los tres artículos de la serie:

«Némesis creativa (1): el miedo (2) y la dispersión (3)»

La dispersión: esa fuerza que te aleja de tu creatividad o de poner tu foco láser.

A veces nos creemos que estamos enfocados y queremos darle a todos los palos.

Aquí la prueba estaría en ver cómo de ramificado está tu plan de acción para llegar a tu objetivo.

Pongo mi discoteca

Pongo mi discoteca

5+ objetivos simultáneos

Además de la cantidad y la energía que ello consume, pueden mirar en direcciones diferentes.

Pongo mi semáforo

Pongo mi semáforo

3 objetivos simultáneos

Este puede ser complicado de gestionar, pero ya va estando más contenido y definido.

Pongo mi linterna

Pongo mi linterna

2 objetivos simultáneos

Vas disparando en dos direcciones. No se pierde tanta energía, pero sigue habiendo algo de dispersión.

Pongo mi láser

Pongo mi láser

Un objetivo sobre el que giran todas tus acciones. Estás sintonizado en la dirección que quieres y mantienes la dispersión a raya. Incluye poner el «modo avión».

***

Quiero profundizar sobre esa incomprensible adicción que tenemos algunos por dispersarnos, por procrastinar y no ejecutar las acciones que tenemos delante en nuestro presente bien porque no nos apetezca, porque no tengamos tiempo, no sepamos hacerlas o incluso nos genere ansiedad hacerlas (por su dificultad o porque no sea eso a lo que nos queremos dedicar).

Hay unos cuantos factores de dispersión. Cada uno encontrará los suyos, pero aquí voy a listar unos cuantos que nos pueden dar pistas de cómo de dispersos podemos llegar a estar.

Con la pandemia se nos vieron reducidas las posibilidades y muchos estando en casa pudieron poner su foco en una cosa. Al empezar a salir a la calle y explorar un mundo de posibilidades de nuevo, la dispersión vuelve a campar a sus anchas. Esto es un hecho. Y es algo normal.

Y también es normal que ahora nos cueste más mantener el foco. Durante un año hemos estado súper contenidos, y ahora vamos ‘to crazies.

Pero también es algo de lo que se puede ser consciente y decidir en qué dirección ir a partir de ahora si no estás a gusto con lo que ves en tu presente.

***

Factores de dispersión (o vías de escape)

  1. Comida
  2. Familia
  3. Amigos
  4. Sexo
  5. Trabajo
  6. Sustancias
  7. Dinero
  8. Ocio

***

Te ofrezco algunas preguntas para que te las respondas en tu cuaderno, si tienes un rato:

  • ¿Cómo vas con cada una de ellas?
  • ¿Localizas alguna de la que no estés orgulloso/a?
  • ¿Dónde están tus vías de escape? ¿Puedes gestionarlas?
  • ¿Hay alguna que se pueda comer el resto de áreas de tu vida?

Ese factor o acción que no te gusta del todo pero que te consume tiempo y energía, ¿te aleja o te acerca a tus objetivos?

To be continued…

003. Reclamo mis unicornios #talento
Leer más sobre Talento
Fotografía de Daniel Vázquez

Por Daniel Vázquez

Coach para mentes creativas (o que quieran serlo). Llevo creando desde que tengo uso de razón. Empecé diseñando webs a los 13 años, posteriormente me licencié en Periodismo, Comunicación Audiovisual y Publicidad y Relaciones Públicas y me reinventé formándome como coach. Te puedo acompañar en tu aventura como creativo, si estás atravesando un burnout personal/profesional y en épocas de reinvención. Y sí, yo también tuve épocas jodidas, porque no todo es jijí, jajá. [ tw | in ]


No te enviaremos spam. Podrás darte de baja cuando quieras.

Deja un comentario