Categorías
Esencia Instinto

Vaciar la taza

A veces nos pensamos que la vida es beber cafés, beber contenidos, beber experiencias. Consumir hasta reventar. Llenar la taza hasta el límite, con contenidos que podemos asumir… O no.

Muchas necesidades que en algunos casos nunca se llegan a satisfacer. El eterno FOMO (Fear Of Missing Out -o en español: «Miedo a perderse las cosas»). Seguimos llenando.

Pero… ¿Vacías la taza?

Probablemente no necesites otro máster, otro curso, otra carrera. No obstante, las campañas de marketing de todos esos centros impactan a esa taza que siempre sigue llenándose, aprovechan esa sed 24h.

Y claro, te enganchas porque «el café que hacen está rico».

¿Puedes construir algo quitándote capas de todo lo que ya has aprendido?

Se puede nutrir el alma dejando de recibir estímulos indiscriminadamente y gratis.

Genera una burbuja de protección, de silencio.

Un momento en el que puedas sentarte e ir quitándote capas. Ponerte capas cuesta dinero, pero quitártelas es gratis.

Si has hecho un curso, deja que haya un espacio de integración al acabarlo. Y si lo estás haciendo, permítete momentos para desconectar y descansar para que la información se integre con la almohada.

Este vaciador de taza puede ser la meditación, ruido blanco, sentarte en silencio en un banco de un parque o cualquier otra actividad que te libere conscientemente o inconscientemente de todo el ruido que manejas en tu cerebro… Tú eliges el formato que te venga mejor.

Vaciar la taza también es renunciar.

Renunciar a cosas. En el plano físico, en el plano digital (suscripciones a newsletters, correos electrónicos, redes sociales) o en el plano mental (creencias).

Si entran peticiones nuevas, no respondas a todas.

***

Lo siento, no tengo más sed. Ya he bebido suficiente.

001. Limpio mi videoclub #minimalismo
Leer más sobre Esencia
Fotografía de Debby Hudson en Unsplash

Por Daniel Vázquez

Coach para mentes creativas (o que quieran serlo). Llevo creando desde que tengo uso de razón. Empecé diseñando webs a los 13 años, posteriormente me licencié en Periodismo, Comunicación Audiovisual y Publicidad y Relaciones Públicas y me reinventé formándome como coach. Te puedo acompañar en tu aventura como creativo, si estás atravesando un burnout personal/profesional y en épocas de reinvención. Y sí, yo también tuve épocas jodidas, porque no todo es jijí, jajá. [ tw | in ]


No te enviaremos spam. Podrás darte de baja cuando quieras.

1 respuesta a «Vaciar la taza»

Deja un comentario