Categorías
Asertividad Emoción

¿Cuántas horas al día tienes abierto el departamento de quejas?

Probablemente este post se convierta en impopular desde ya, pero no quería dejar de comentar este fenómeno que veo por todas partes.

Abro Twitter, y quejas por todas partes. Abro Linkedin, quejas por doquier. Abro Facebook, y tres cuartos de lo mismo. Parece ser que Instagram es todo lo contrario, un lugar para alabar y mostrar la cara divertida y bonita de la vida… Y los demás sitios, repositorios de quejas al más puro estilo Asco de Vida.

Categorías
Asertividad Emoción

Soledad: un arma de doble filo

Estar solo me hace conectarme con mi esencia y con mi tranquilidad, en un mundo tan hiperconectado y que me hace mimetizarme con él, llenando mi vida diaria de estrés innecesario. Separarme y ver qué es mío y qué es de los demás me centra y me viene bien… Aunque tengo mis días. 

Hay días en los que estoy solo y me cuesta una barbaridad levantarme, como si no tuviera ganas de vivir. Pero acabo encontrándole sentido, levantándome y poniéndole una sonrisa interior al día, aunque no haya nadie a mi lado. Al fin y al cabo, me tengo a mí y eso es lo mejor que tenemos, ya que de polvo venimos y en polvo nos convertiremos.

Categorías
Asertividad Emoción

Ser un poco más humanx en el día a día

Hace tiempo me pasó algo muy curioso: estaba en una tienda con una amiga y en una de estas que una chica al otro lado del pasillo estornudó, a lo que yo le contesté “¡Jesús!”, sin conocerla previamente. Las dos se me quedaron mirando con cara de sorpresa y se rieron. La chica en cuestión me dio las gracias con una sonrisa, no se lo esperaba.

Esta historia no me parecería algo fuera de lo común normalmente, pero en la era digital en la que estamos este tipo de comportamientos se están perdiendo (sobre todo en las ciudades). Estaría muy bien que de vez en cuando interactuáramos con el vecino y le dejemos caer que hay algo más allá de las pantallas.

Categorías
Asertividad Emoción

Atrévete a compartir tu vulnerabilidad y tus heridas con el mundo

Parece que todos somos superhéroes y que nadie tiene problemas. Nadie tiene heridas emocionales y nadie siente tristeza. Pero si entras en Twitter por ejemplo, encontrarás estrés postraumático, ironías, reproches, críticas, chistes, gente ridiculizando a otros por hacerlo mal o diferente a como ellos lo harían.

Noticias de muertos, noticias de enfermos, noticias de contagios, noticias de gobiernos que no hacen las cosas como a la gente le gustaría.

Categorías
Asertividad Emoción

¿Qué pongo yo para que me siga ocurriendo lo mismo?

A veces leo diarios del pasado y me encuentro exactamente lo mismo, año tras año. Curioso… Parece que en algunos aspectos no paso página, o que realmente, detrás de unos cuantos temas de mi vida, se esconden algunas piedras que no logro sortear… Me dan de lleno, las muy simpáticas.

Este post es otro de esos que me da un poco de enfado escribir (y ya llevo unos cuantos), porque precisamente me estoy empujando a mí mismo a salir de mi zona de confort, y no hablar de lo que sí me gusta hablar. Estoy empezando a comprobar que si duele y me cuesta un poco, es que ahí hay donde rascar, voy en la buena dirección del crecimiento. Lo otro sería masturbación mental hablando sobre «lo bien que lo hago o lo he hecho para llegar donde estoy».

Categorías
Asertividad Emoción Reflexión Soy más que mi ego

No despertar a quien no quiera ser despertado

Recientemente tuve una situación complicada con una persona de mi círculo familiar: no me sentí respetado y tuve que tragarme unas cuantas respuestas en tonos que no me dejaban en muy buen lugar. Básicamente, salí de esa discusión pensando y sintiendo que no valía mucho.

Hasta aquí bien: berrinche familiar estándar en el que unos sienten X y otros sienten Y… El final de la historia es que ni X era tan X ni Y era tan Y.

Todo eran máscaras.

Categorías
Asertividad Emoción

Ana Sánchez-Anegón (El Animal Emocional): «Mi juez mental ahora es un colega pesado con el que me voy de cañas y le digo que hoy mando yo»

Conocí en persona a Ana, catalana de padres madrileños, mientras yo vivía en Madrid en 2019, antes de mudarme de nuevo a Barcelona. El click fue instantáneo: en nuestras primeras conversaciones ya hablábamos de lo importante que es la salud mental y lo clave que es que esta se deje de ver como una enfermedad y un tabú. También hablamos de los beneficios que reporta trabajar conectado a la misión personal. Han pasado unos meses y han cambiado unas cuantas cosas en nuestras vidas, pero parece que nuestras opiniones siguen en rumbos parecidos.

Nuestra primera entrevistada se dedica a acompañar a otros a gestionar sus emociones, mediando entre diferentes generaciones ya sea en terapia individual, conferencias o formación en empresas. Además, es madre millenial y lidera su propio proyecto profesional, El Animal Emocional.

Categorías
Asertividad Emoción

Hablo de lo que me pasa a mí

Generalizar no te hace llevar razón. Además, también podríamos hablar del reciente fenómeno OK BOOMER, pero eso sería otra generalización por parte de los millenials y la generación Z.

¿No queréis salir de su juego? No entréis.